Francine


Sinopsis

Francine sale de la cárcel. Se instala en una casa. Comienza a buscar trabajo. Tiene algunos. Conecta con algunas personas. Contactos fugaces, ya sea por su propia naturaleza o por decisión de Francine. ¿Quién es Francine? Una mujer de unos cincuenta años que además de lo comentado en las líneas precedentes ama a los animales, o por lo menos los junta en su casa en cantidades asombrosas. O enfermas. Uno tiene interrogantes sobre el personaje Francine porque la película Francine es ferozmente antipsicologista. Francine está interpretada por Melissa Leo (ganadora del Oscar por The Fighter), en una de esas actuaciones totales, cabales, admirables en su contención y sobriedad. Los directores Brian M. Cassidy y Melanie Shatzky siguen con respeto y crudeza a su personaje, que habita lugares desangelados, esa suburbia americana en su vertiente descascarada, destartalada, en crisis. Francine es obviamente un personaje en crisis, desesperado, y para acercarse a su vida y hacer un cine de especial solidez y tremendo y lacerante atractivo hacía falta rigor: en este caso, encarnado en coherentes y lúcidas decisiones cinematográficas cargadas de honestidad y realismo.

Brian M. Cassidy & Melanie Shatzky

2012

74 MIN.

EE.UU, Canadá

Francine



Premios y festivales
  • BAFICI